Dependencia y discapacidad - proveedores, residencias, sector sociosanitario,
Balance Sociosa Balance Sociosa

Síguenos en:
Facebook
Twitter
YouTube




“Lares se está reinventando y quiere, por derecho, aumentar su influencia en el ámbito de la atención a la dependencia”


Juan José García Ferrer es Doctor en Derecho por la Universidad de Alcalá de Henares y Máster Executive en Recursos Humanos por la Universidad San Pablo-CEU. De su trayectoria profesional, destaca su amplio conocimiento de los Servicios Sociales en los ámbitos municipal y autonómico. Así, ha sido director general de Mayores, Personas con Discapacidad y Dependientes de Castilla-La Mancha y gerente del Instituto Madrileño del Menor y la Familia. Como secretario general de Lares, su primer reto es poner en valor la importancia de la actuación solidaria que cada día se lleva a cabo en los centros y servicios Lares. A nivel operativo, García Ferrer quiere dar un paso adelante en la generación de programas de atención propios, productos y servicios, donde la calidad y la excelencia en la atención sean las claves. Todo ello, para que Lares gane “el reto de la estabilidad” y pase a ser “más visible”. Para lograrlo, asegura García Ferrer, “necesitamos gestionar el cambio dentro de Lares para reenfocarnos”.



Por Sonia García

Juan José García Ferrer
Secretario general de Lares 


¿Qué puede aportar a Lares?
Acompaño a Lares en este período de cambio en los Servicios Sociales y en las políticas de ayudas públicas: queremos una organización flexible, capaz de continuar con su labor social, reenfocando sus actuaciones para ganar el reto de la estabilidad.  Es aquí donde mi experiencia en el desarrollo de nuevos modelos de colaboración público-privada puede resultar una aportación clave.  
 
Lares es una entidad con gran potencial. Llegará donde ella quiera llegar como organización: por trayectoria, por presencia territorial y por el papel que desempeña en la aplicación de los derechos sociales.
 
¿Cuáles son sus principales objetivos como secretario general?
Lares representa una importante red de centros y servicios del sector solidario, más de un millar en todo el país. Su presidente lidera un proceso de vertebración de esa red, para hacerla más visible y reconocible, para identificar y difundir el conocimiento que cada centro atesora. Le acompaño en el reto de crear escuela en el ámbito de la atención.
 
Junto a todos sus miembros contribuyo al establecimiento de una estrategia que coloque a Lares en posición para adaptarse a los importantes cambios que se han producido en los modelos de colaboración con la Administración y los requerimientos externos al desarrollo vocacional de los servicios: doy lo que sé y lo que tengo a esta organización que se está reinventando y que quiere, por derecho, aumentar su influencia en el ámbito de la atención a la dependencia.
 
¿Qué retos se plantea a corto y medio plazo?
A nivel institucional, el primer reto es poner en valor la importancia de la actuación solidaria que cada día se lleva a cabo en los centros y servicios Lares. Tanto las  Administraciones como los ciudadanos de a pie, deben conocer nuestra actuación solidaria: Y es que, gracias a Lares, varios millares de personas vulnerables acceden cada año a nuestra atención y servicios solidarios, es decir,  a servicios que se prestan significativamente por debajo de sus costes reales, viendo cubiertas así sus necesidades más acuciantes cuando la Administración no llega o, al menos, no llega a tiempo. Se trata de personas mayores, en situación de dependencia, discapacidad o exclusión social que no tienen acceso a los servicios públicos por diversas circunstancias.  
 
Además, queremos introducir el voluntariado como elemento nuclear en nuestras entidades, como un recurso estructurado y estable, que haga de ellas organizaciones más abiertas y permeables a los movimientos sociales. Porque sólo así podremos cumplir con el compromiso social al que están moralmente comprometidas las entidades que conforman Lares.
 
Con respecto a la atención, las buenas prácticas son nuestro gran reto. Ahora mismo ya estamos trabajando en un procedimiento que catalice el conocimiento y las buenas experiencias, que se desarrollan en los centros Lares para hacerlas evolucionar hacia las buenas prácticas que son las que, junto a nuestros valores, nos identificarán como organización. No queremos ser simples gestores de intereses, queremos ser promotores del cambio.
 
A nivel operativo, queremos dar un paso adelante en la generación de programas de atención propios, productos y servicios donde la calidad y la excelencia en la atención sean las claves. También deberán constituir, desde la innovación, nuestra seña de identidad y con ellos forjaremos un modelo de atención Lares que nos proponemos sea referente del Tercer Sector y, por qué no, también del sector lucrativo y para las Administraciones en su búsqueda de las mejores y más sostenibles opciones de atención para las personas en situación de vulnerabilidad.
 
Otro de los retos es impulsar un servicio propio de consultoría, enfocada tanto a la gestión de centros y servicios como a programas de atención, como nueva fórmula que nos permitirá desarrollar el compromiso de intercambio de conocimiento inherente a Lares y en coherencia con nuestra pertenencia al Tercer Sector. 
 

  • “Queremos una organización flexible, capaz de continuar con su labor social, reenfocando sus actuaciones para ganar el reto de la estabilidad”

El programa de ayudas sociales con cargo al 0,7 % del IRPF  del Impuesto sobre la Renta de las personas Físicas, ha establecido un tramo estatal del 20 % y un tramo autonómico del 80 % ¿Cómo gestionará Lares este cambio? 
El cambio en esta subvención es clave para Lares. El pasado año, 264 centros Lares recibieron ayudas a través de esta subvención para la atención integral a las personas mayores por un importe de 4.311.000 euros, de los que se beneficiaron, directamente, 12.957 personas en situación de dependencia. Y a esta tarea de gestión e interlocución con el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad hemos dedicado importantes recursos, tanto institucionales como humanos.
 
Con el cambio en las reglas del juego, hemos tenido que reorientar actividad y recursos. Por una parte, seguimos prestando apoyo a las asociaciones autonómicas Lares que lo requieren en su relación con las Administraciones Públicas territoriales, garantizando su presencia y su influencia, para que la solicitud de ayudas de sus centros recorra el itinerario administrativo con éxito. Por otra parte, ayudamos directamente a un importante número de centros Lares a gestionar su solicitud de ayudas, avalados por nuestra larga experiencia. 
 
A la vez, este nuevo formato de subvención nos va a ayudar a impulsar nuevos caminos como, por ejemplo, reunir y destilar nuestro conocimiento en la atención a personas mayores, en situación de dependencia, discapacidad o vulnerabilidad para convertirlos en programas propios, avalados por Lares, donde la calidad en la atención es la premisa. Aspiramos a que nos sirva el nuevo modelo como vehículo para difundir una “forma Lares” de prestar atención a las personas en situación de dependencia que se irá concretando en un modelo propio de atención.
 
En este período de cambio en las políticas de ayudas públicas ¿Hacia dónde cree que debe caminar Lares?
Siempre hemos recibido por parte de los gobiernos nacionales, independientemente de sus programas de gobierno, el reconocimiento y el aprecio por nuestro trabajo y por lo que representamos. De esta nueva concepción de la “subvención estrella” del Tercer Sector, sólo esperamos que las administraciones central y autonómicas sigan plasmando ese reconocimiento que nos ayude – y les ayude - en la búsqueda de la mejor atención para las personas más vulnerables.
 
A la espera de la resolución final de la subvención del IRPF, parece lógico afirmar que nunca llueve a gusto de todos. Pero aún así, no quiero perder la oportunidad de reconocer que agentes del ámbito de la atención social y personas de la Administración han trabajado mucho, en un breve espacio de tiempo, para cambiar este modelo de ayudas y cumplir con las exigencias del Tribunal Constitucional.


Miércoles, 13 de Septiembre 2017

Nota



Nuevo comentario:
Facebook Twitter

Balance de la Dependencia no se hace responsable de las opiniones y comentarios
de sus lectores.

Lea las condiciones generales de uso completas AQUÍ.