Dependencia y discapacidad - proveedores, residencias, sector sociosanitario,
Balance Sociosa Balance Sociosa

Síguenos en:
Facebook
Twitter
YouTube




¿Cómo repercutirá la subida del IVA de los productos sanitarios?


La subida del IVA de los productos sanitarios del 10 al 21 % supone que el Gobierno recaudará, según las estimaciones, unos 1.000 millones de euros. A los productos que se aplica esta subida son los denominados productos intermedios en la elaboración de medicamentos, los equipos médicos, los aparatos e instrumentos sanitarios y los productos farmacéuticos, mientras que las prótesis, las sillas de ruedas, las gafas graduadas y las muletas, así como las gasas, vendas, botiquines o parches oculares se mantienen con IVA reducido del 10 %.



Según Carlos Sisternas, director de Fenin (Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria) Cataluña, la labor liderada  por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas y el  Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha logrado mantener en su mayoría el tipo reducido de IVA, esto es del 10 %, en los productos diseñados para personas con enfermedades crónicas o deficiencias funcionales. “Entre los productos sanitarios que está previsto que no se suba el  IVA son las gafas, lentes de contacto graduadas; dispositivos de punción, lectura automática y autocontrol; bolsas de recogida de orina, absorbentes; prótesis, ortesis, ortoprótesis e implantes quirúrgicos; sillas de ruedas, muletas, andadores y grúas, dispositivos de diálisis domiciliaria y tratamiento respiratorio; productos de apoyo diseñados para uso personal y exclusivo de personas con deficiencia”, apunta Sisternas a Balance de la Dependencia.
 
Por su parte, María José Mira, directora general de AERTE (Asociación Empresarial de Residencias y Servicios a Personas Dependientes de la Comunidad Valenciana), señala que “en principio las empresas y profesionales no estamos afectados de forma directa, ya que el IVA es un impuesto neutro para nosotros, y por tanto, lo único que gestionamos es la liquidación del impuesto por la diferencia entre el IVA repercutido y el soportado. Como en este caso parece que se incrementa el segundo, lo que sí puede ocurrir es que, en principio, nos afectará a la liquidez de las empresas al soportar un mayor IVA, hasta que se efectúe la liquidación del impuesto, normalmente de forma trimestral. Así pues, en un momento en el que la Administración paga cada vez más tarde, esto nos supone un problema puntual añadido a la liquidez”.
 

Por C.S.V
 



Jueves, 11 de Septiembre 2014

Nota




Nuevo comentario:
Twitter

Balance de la Dependencia no se hace responsable de las opiniones y comentarios
de sus lectores.

Lea las condiciones generales de uso completas AQUÍ.


En la misma sección...
< >

Jueves, 8 de Febrero 2018 - 15:44 Los servicios sociales en España