Dependencia y discapacidad - proveedores, residencias, sector sociosanitario,
Balance Sociosa Balance Sociosa

Síguenos en:
Facebook
Twitter
YouTube




Cuanto mejor es la comunicación de las personas con discapacidad intelectual, mayor es su inclusión




Autonomía e inclusión son dos de los grandes objetivos cuando se habla de discapacidad. Por eso, con motivo del Día Internacional de las Personas con Discapacidad, que se celebra hoy, 3 de diciembre, el Colegio Profesional de Logopedas de la Comunidad de Madrid (CPLCM) pone en valor las habilidades comunicativas y del lenguaje como un vehículo eficaz para potenciar la integración social y laboral y mejorar la independencia de las personas con discapacidad intelectual.

La comunicación puede suponer una barrera importante para las personas con discapacidad intelectual, porque en muchos casos estas personas tienen dificultades en el lenguaje, en la planificación de los pensamientos y la expresión de las ideas que quieren trasmitir, lo que interfiere en sus relaciones sociales y laborales, afectando de forma negativa a su autonomía y calidad de vida. Por ello, es importante intervenir en este aspecto para evitar el aislamiento y promover la autonomía.

Según Iván Amado, logopeda colegiado, especialista en atención temprana y coordinador del Equipo Iria, entidad miembro de Plena Inclusión Madrid, las dificultades en el lenguaje se observan en las etapas de adquisición y desarrollo, debido a la relación existente entre el desarrollo cognitivo y el lingüístico, que funcionan de forma recíproca. Por tanto, es recomendable que la intervención del logopeda comience desde edades muy tempranas con el fin de “aprovechar la plasticidad cerebral en las primeras etapas del desarrollo para generar nuevas conexiones que compensen, con las ayudas necesarias, las dificultades presentadas”.

Además, establecer tratamientos específicos cuanto antes “favorece que las personas con dificultades adquieran las herramientas necesarias para poder manejarse con la mayor autonomía posible”, asegura Iván Amado. Y es que estas personas saben perfectamente lo que quieren y precisan pero, a veces, no pueden expresar sus necesidades o sentimientos.
 
Intervención del logopeda
El logopeda es el profesional cualificado para intervenir cuando existen problemas o dificultades en el lenguaje (oral o escrito, tanto en comprensión como en expresión), el habla y la comunicación, pero es importante que se trabaje de manera transdisciplinar porque la visión de varios profesionales de diferentes ámbitos favorece este desarrollo.

Asimismo, puesto que cada persona es un mundo, este especialista en atención temprana considera clave valorar a cada persona de forma individual, adaptando la gran variedad de recursos existentes a la necesidad concreta que presente, considerando sus prioridades en el día a día y sus necesidades, así como las de su familia.

Por otra parte, además de las terapias específicas, los logopedas puede ofrecer y enseñar a manejar adaptaciones tales como comunicación bimodal, pictogramas, dibujos, comunicadores, lectura fácil, implantes, etc. que son herramientas que abren un mundo de posibilidades a la persona (y al entorno más cercano) que los necesita.
 
Todos estos factores propiciarán que la intervención del logopeda en la mejora de la comunicación de las personas con discapacidad intelectual tenga resultados satisfactorios. “A veces no tan rápido como cabría esperar o en relación a las expectativas, pero en la mayoría de los casos, cuando se tiene en cuenta el tratamiento individualizado, los apoyos, etc., la evolución es muy favorable”, comenta Iván Amado. 


Lunes, 3 de Diciembre 2018

Nota




Nuevo comentario:
Twitter

Balance de la Dependencia no se hace responsable de las opiniones y comentarios
de sus lectores.

Lea las condiciones generales de uso completas AQUÍ.