Dependencia y discapacidad - proveedores, residencias, sector sociosanitario,
Balance Sociosa Balance Sociosa

Síguenos en:
Facebook
Twitter
YouTube




El Gobierno de Navarra se muestra disconforme con la proposición de ley de UPN en materia sociosanitaria




El Gobierno de Navarra ha mostrado su disconformidad con la Proposición de Ley Foral de Atención Sociosanitaria Integrada que el grupo parlamentario UPN llevó al Parlamento de Navarra para su debate y tramitación.
 
Según UPN el objetivo de la iniciativa es establecer el marco normativo que haga posible coordinar los servicios sanitarios y sociales que se prestan en la Comunidad foral, evitando situaciones de desinformación, descoordinación y de falta de atención que se producen cuando se necesitan recursos de uno y otro sistema. No obstante, el Gobierno navarro entiende que parte de las propuestas planteadas ya se están realizando y no es necesario crear una nueva sistema independiente de los recursos sanitarios y sociales ya existentes.
 
Según aseguran desde UPN, su propuesta busca que desde el sistema sanitario y de servicios sociales se preste una atención única, individualizada, flexible e integrada, que posibilite que las personas obtengan los servicios que necesitan de forma ágil y sin interrupciones, garantizándose la continuidad en la atención, pero el Ejecutivo asegura que los departamentos de Salud y de Derechos Sociales comparten la necesidad de “desarrollar un sistema que preste, de forma real y eficiente, una atención integrada a las personas teniendo en cuenta sus necesidades sanitarias y sociales (educativas, laborales, etc.)”, pero considera que la proposición de ley planteada no es la forma idónea para alcanzar estos objetivos.
 
UPN sugería articular 15 instrumentos, entre ellos una ventanilla única de atención así como la designación de un profesional de referencia que hará todos los trámites y que acompañará desde el principio a la persona y/o familiar o cuidador con necesidades sociosanitarias. Establece, además, un compromiso de garantía en tiempo de respuesta de máximo tres meses, un compromiso de continuidad de la atención, así como la creación de equipos interdisciplinares de Salud y Servicios Sociales.
 
Por otro lado, planteaba la creación de un sistema de información inmediata online, de un historial electrónico sociosanitario, la integración de los servicios prestados por organizaciones sociales, la creación de una Cartera de Servicios Sociosanitarios y de una Dirección General Sociosanitaria, y el establecimiento de un marco presupuestario específico. Finalmente, aboga por desarrollar un mapa de identificación territorial de recursos, un recurso residencial con el formato de vivienda cercana normalizada y un sistema de convalecencia residencial.
 
No obstante, el Gobierno cree que no es necesaria la creación de una estructura diferenciada de atención sociosanitaria, paralela a las redes ya existentes sanitaria y social, y que la solución pasa por la coordinación entre ambas. Además, sostiene que “la creación de una cartera independiente de prestaciones y servicios puede llevar al solapamiento de recursos” y a un “aumento del coste”, argumenta el Gobierno. Algo en lo que discrepa UPN, que consideran que es asumible.
 


Jueves, 1 de Febrero 2018

Nota



Nuevo comentario:
Twitter

Balance de la Dependencia no se hace responsable de las opiniones y comentarios
de sus lectores.

Lea las condiciones generales de uso completas AQUÍ.