Dependencia y discapacidad - proveedores, residencias, sector sociosanitario,
Balance Sociosa Balance Sociosa

Síguenos en:
Facebook
Twitter
YouTube




El Tercer Sector de atención a personas mayores, preocupado por el nuevo modelo del 0,7 %




Según el Informe de Gestión de Lares 2017, la entidad ha atendido en centros residenciales a más de 61.000 personas, preferentemente en situación de dependencia o riesgo de exclusión social. Asimismo, Lares ha formado desde su organización nacional a más de 3.000 profesionales, logrando la inserción laboral dentro del sector sociosanitario de más de 150 personas. Además, en 2017 Lares ha empezado a acompañar en la dirección a centros con problemas. Por otra parte, cuenta con más de un millar de voluntarios, aunque podrían ser más ya que los Estatutos de Lares permiten la incorporación como asociado de entidades que atienden a personas en situación de exclusión social o con discapacidad.
 
Según Lares, las entidades del sector solidario que atienden a personas mayores han visto cómo se ha reducido su financiación en beneficio de otros colectivos. “Las convocatorias nacional y autonómicas del 0,7 % son el máximo exponente de esta nueva realidad. Esta circunstancia resulta especialmente preocupante si tenemos en cuenta que es cada vez mayor el número de personas mayores que requieren un apoyo especializado”, explican. Según Lares, hasta el 50 % de sus plazas en algunos territorios llegan a ser ocupadas atendiendo exclusivamente a criterios de solidaridad ante la desatención del usuario o ineficacia de los servicios públicos. Pero no solo los servicios solidarios son prestados con ingresos inferiores al coste del servicio.
 
En la misma situación están las plazas públicas: “Entre Guipúzcoa, Badajoz y Zaragoza, por ejemplo, hay diferencias tan grandes que cuesta identificar que ambas estén bajo el arco de una misma Ley de Dependencia”, señaló el presidente de Lares, Juan Ignacio Vela durante el acto de clausura de la presentación del Informe de Gestión. Además, añadió que “las Administraciones no pueden pretender que desde el Tercer Sector simultáneamente se financien las plazas públicas sin beneficio, sigamos atendiendo a quienes esa misma Administración desatiende por burocracia o prioridades no pueden ser atendidos por ella y, además, incorporemos tecnología, innovación y medidas arquitectónicas en consonancia con las exigencias que la propia Administración va estableciendo de forma sobrevenida”.
 
Aunque las resoluciones de las convocatorias autonómicas y el tramo nacional para el reparto del 0,7 % han concedido en 2017 a las entidades Lares a nivel global un resultado similar al de años anteriores, en términos cuantitativos se ha constatado una peligrosa tendencia a eliminar la financiación de proyectos relacionados con la realización de inversiones o a la obstaculización injustificada de la ejecución de estos proyectos. El presidente de Lares señaló que en muchas comunidades autónomas “sólo puede entenderse la adopción de estas medidas sin conocimiento de lo que hacen las entidades, sin conocer su acción social más allá de la prestación de servicios en plazas públicas. Seguir prestando servicios de forma solidaria sin contar con apoyos de la Administración es pedir al campo que dé frutos eliminando el agua: hay labradores comprometidos y dispuestos a coger la azada sin horario y con el único ánimo del bien común, pero sin agua su trabajo es baldío”.
 
“Las convocatorias de subvenciones para la asignación del 0,7 % de 2017 se publicarán un año más tarde y llenas de incertidumbre”, añadió Vela.


Jueves, 10 de Mayo 2018

Nota




Nuevo comentario:
Twitter

Balance de la Dependencia no se hace responsable de las opiniones y comentarios
de sus lectores.

Lea las condiciones generales de uso completas AQUÍ.