Dependencia y discapacidad - proveedores, residencias, sector sociosanitario,
Balance Sociosa Balance Sociosa

Síguenos en:
Facebook
Twitter
YouTube




Gobierno y comunidades autónomas acuerdan límites para la concesión de ayudas en el entorno familiar


La ministra de Sanidad, Política Social e Igualdad, Leire Pajín, presidió a finales de octubre su primera reunión del Consejo Territorial de Dependencia, en la que Gobierno y comunidades autónomas fijaron los servicios y prestaciones económicas a las que podrán acceder, a partir de enero de 2011, las personas con dependencia moderada. El acuerdo, que subraya el carácter prioritario de la prestación de servicios, pone por primera vez desde que entró en vigor la Ley, límites a la concesión de prestaciones económicas para cuidados en el entorno familiar.



Gobierno y comunidades autónomas acuerdan límites para la concesión de ayudas en el entorno familiar
"Este acuerdo constata el compromiso del Gobierno y las comunidades autónomas con el calendario de aplicación de la Ley de Dependencia. Hemos acordado no demorar el acceso a este nuevo derecho, porque supone un paso importante en la prevención y promoción de la autonomía personal", afirmó la ministra de Sanidad, Política Social e Igualdad, Leire Pajín.

Las personas valoradas con dependencia moderada Grado I Nivel 2 empezarán a incorporarse al Sistema de Autonomía y Atención a la Dependencia (SAAD) el 1 de enero de 2011, mientras que aquellas evaluadas como Grado I Nivel 1 entrarán en el SAAD a partir del 1 de enero de 2013. En estos momentos, tal y como expuso el secretario general de Política Social, Francisco Moza, unas 126.000 personas ya tienen reconocido el grado de dependencia moderada, a los que habrá que sumar los dependientes que soliciten valoración a partir del 1 de enero.

El Consejo Territorial también subrayó el carácter prioritario de la prestación de servicios. Concretamente, los que corresponden al Grado I son: promoción de la autonomía personal, teleasistencia, ayuda a domicilio y centro de día y de noche. Mientras, las prestaciones económicas que se definen son para cuidadores en el entorno familiar y la vinculada al servicio.

Como principal novedad, el Gobierno decidió poner restricciones a la concesión de prestaciones económicas para los cuidados en el entorno familiar, con el fin de acabar con la situación que se da con las ayudas a los grandes y severos dependientes y es que, actualmente, más del 50% de las prestaciones que concede la Ley de Dependencia son económicas, cuando desde un principio se definía como una medida excepcional. Ahora, con los dependientes moderados se dota al Sistema de mayor concreción en la regulación de los requisitos y condiciones de acceso a esta prestación, que tiene el objetivo de aportar el carácter excepcional proclamado en la Ley de Dependencia. Las limitaciones a estas ayudas son:

1. Que la persona beneficiaria esté siendo atendida mediante cuidados en el entorno familiar antes de solicitar la valoración de dependencia y no sea posible el reconocimiento de un servicio debido a la inexistencia de recursos públicos o privados acreditados.

2. Que la persona cuidadora conviva con el beneficiario en el mismo domicilio.

3. Que el cuidador no tenga reconocida la situación de dependencia.

4. Cuando la persona en situación de dependencia tenga su domicilio en un entorno rural caracterizado por insuficiencia de recursos públicos o privados acreditados, despoblación o circunstancias geográficas que impidan o dificulten otras modalidades de atención, la Administración competente podrá excepcionalmente permitir la existencia de cuidados no profesionales por parte de una persona de su entorno que, aún no teniendo grado de parentesco, resida en el municipio de la persona dependiente o en uno vecino y lo haya hecho durante el periodo previo de un año. Entonces, las personas cuidadoras tendrán que reunir el resto de requisitos establecidos, con excepción de la convivencia en el mismo domicilio. El PIA deberá indicar expresamente el motivo por el cual no pueda ser propuesto un servicio o la prestación económica vinculada a dicho servicio.

5. Si la persona en situación de dependencia estuviera recibiendo un servicio de los previstos para su grado y nivel de dependencia, en la resolución de concesión de prestaciones se ha de mantener, al menos, el mismo u otro con la misma intensidad. Si este servicio es incompatible con la prestación económica de cuidados en el entorno familiar, ésta no se concederá.

Gobierno y comunidades autónomas acuerdan límites para la concesión de ayudas en el entorno familiar

Intensidad de los servicios

La intensidad de protección de los servicios se determina por el contenido prestacional de cada uno de los servicios asistenciales y por la extensión o duración del mismo, según el grado y nivel de dependencia. Se entiende por servicios asistenciales los que ha de recibir la persona en situación de dependencia para su atención y cuidado personal en la realización de las actividades de la vida diaria, así como los que tienen como finalidad la promoción de su autonomía personal.

1. Intensidad del servicio de promoción de la autonomía personal

Su finalidad es desarrollar y mantener la capacidad personal de controlar, afrontar y tomar decisiones acerca de cómo vivir de acuerdo con las normas y preferencias propias, así como facilitar la ejecución de las actividades básicas de la vida diaria.

Concretamente, los servicios de promoción de la autonomía personal son: habilitación y terapia ocupacional; atención temprana; estimulación cognitiva; promoción, mantenimiento y recuperación de la autonomía funcional; habilitación psicosocial para personas con enfermedad mental o discapacidad intelectual y apoyos personales y cuidados en viviendas tuteladas.

Gobierno y comunidades autónomas acuerdan límites para la concesión de ayudas en el entorno familiar

Las comunidades autónomas podrán desarrollar acciones y programas complementarios a las prestaciones definidas en el PIA del dependiente, tales como asesoramiento, acompañamiento activo, orientación, asistencia y formación en tecnologías de apoyo y adaptaciones, que contribuyan a facilitar la realización de las actividades de la vida diaria.

2. Intensidad del servicio de Teleasistencia

Este servicio se prestará como complementario al resto de prestaciones contenidas en el PIA, excepto en el caso de servicios de teleasistencia avanzada con apoyos complementarios, cuyo contenido se determinará por la Comisión Delegada del Consejo Territorial.



3.
Intensidad del servicio de Ayuda a Domicilio

Gobierno y comunidades autónomas acuerdan límites para la concesión de ayudas en el entorno familiar


4.
Intensidad del servicio de Centro de Día y de Noche

Por último, Leire Pajín informó también que, actualmente, más de 650.000 personas dependientes son beneficiarias y se han creado 240.000 puestos de trabajo, datos que confirman a este sector como "motor de creación de empleo". Con este acuerdo se impulsa el servicio de promoción de la autonomía personal, con lo que se evita el avance de la situación de dependencia en los primeros momentos de su aparición y se crea una nueva actividad económica.

Gobierno y comunidades autónomas acuerdan límites para la concesión de ayudas en el entorno familiar


Reacciones de las comunidades autónomas

La vicepresidenta del Gobierno de Cantabria, Dolores Gorostiaga, valoró el acuerdo como "un paso más" en la extensión de los servicios que reconoce la Ley y aseguró que este nuevo grado implicará la incorporación de un amplio número de ciudadanos. Gorostiaga afirmó que el Ejecutivo regional ha hecho los deberes y, por tanto, "está preparado" para atender la incorporación de nuevos usuarios. La consejera de Servicios Sociales y Familia del Gobierno de Aragón, Ana Fernández, también se mostró satisfecha por la forma en que se está avanzando en el calendario que marcaba la Ley de Dependencia y manifestó que este acuerdo es un paso importante en la consolidación del Sistema: "La promoción de la autonomía personal es fundamental para mantener las habilidades y calidad de vida de la personas".

Asimismo, la consejera de Bienestar Social de Asturias, Noemí Martín, destacó que hay un "acuerdo mayoritario importante" sobre los servicios que se van a prestar a los dependientes moderados que, en su opinión, supone un "avance sustancial en el reconocimiento de nuevos derechos a las personas que entran en el Sistema". Por su parte, el consejero de Salud y Bienestar Social de Castilla-La Mancha, Fernando Lamata, también hizo una valoración muy positiva, "porque está marcando la continuidad en la aplicación de una Ley social de gran envergadura y de mucho calado en un momento de gran dificultad económica".

Si bien la consejera de Bienestar Social de la Comunidad Valenciana, Angélica Such, reafirmó "el compromiso y la lealtad de la Generalitat Valenciana en la aplicación de la Ley de Dependencia y la voluntad inequívoca de que se siga aplicando el calendario", solicitó al Ministerio "un acuerdo en el que se establezca cómo se va a financiar el recurso y en qué cantidad" y que "se financie en función del coste que tiene, es decir, una ponderación de la financiación por el recurso que demanda el usuario y no por su grado de dependencia". La consejera de Bienestar Social recordó también que la Generalitat Valenciana "financia este año el 75% del coste total de la dependencia con 292 millones de euros". En la misma línea, la consejera de Familia y Asuntos Sociales de la Comunidad de Madrid, Engracia Hidalgo, aseguró que las comunidades autónomas "seguirán siendo las que asuman la mayor parte de la financiación en materia de dependencia". En cuanto a la entrada de los dependientes moderados en el SAAD, Hidalgo señaló que el Ministerio ha presentado a las autonomías una "carta en blanco", porque "no ha dado a conocer la cuantía que las comunidades autónomas recibirán por el nivel mínimo". A pesar de ello, la consejera insistió en que la Comunidad de Madrid está firmemente comprometida con la atención de las personas dependientes.

Por su parte, la consejera de Acción Social y Ciudadanía de Cataluña, Carme Capdevila, consideró positivo el impulso de los servicios de promoción de la autonomía de las personas con dependencia moderada. No obstante, mostró sus dudas sobre la financiación, "porque no se ha explicado cómo se pagará esta cartera de servicios". La consejera catalana también argumentó que la nueva cartera de servicios y prestaciones "está poco madura y llega tarde" porque, en su opinión, no habrá tiempo suficiente para informar a la ciudadanía que tendrá acceso al nuevo nivel ni tampoco para formar a los profesionales que tendrán que prestar esos servicios.


Jueves, 9 de Diciembre 2010

Nota



Nuevo comentario:
Twitter

Balance de la Dependencia no se hace responsable de las opiniones y comentarios
de sus lectores.

Lea las condiciones generales de uso completas AQUÍ.


En la misma sección...
< >

Miércoles, 18 de Julio 2018 - 13:56 Contratación pública de servicios sociosanitarios