Hace 41 años que Carmen Zabala, más conocida como Luly, fundó la asociación ASISPA, entidad que ha conseguido convertirse en una de las más importantes en cuanto a asistencia social en España. La sede central de la organización ha cambiado de denominación para llamarse Edificio Luly Zabala, en honor a la labor de su creadora. 

El edificio está situado en la calle Martínez Villergas, 6, en el madrileño Barrio de la Concepción. Cualquier persona que hasta allí se acerque, podrá ver la placa con el nuevo nombre. Al entrar, en el hall, también se podrá leer los logros más representativos de Luly Zabala, que falleció a principios de este año. Pero su legado queda patente en cada rincón del edificio que alberga los departamentos centrales de las áreas en las que trabaja la entidad: Teleasistencia, Servicio a Domicilio, Residencias , Centros de día, Integración social, voluntariado y  Formación.

Luly Zabala

Luly Zabala fue pionera en la asistencia a domicilio y dignificó la labor del trabajo social. Su figura será recordada por su inmensa labor al frente de la entidad. Fue una mujer con visión de futuro, una verdadera emprendedora que supo dar el empuje que necesitaba la asistencia social para convertirse en una disciplina profesional con todos sus derechos en cuanto a formación, remuneración y reconocimiento en el sector laboral. Ella consiguió afianzar el valor del cuidado atento, personalizado y cálido para cada persona atendida.

Hoy en día, ASISPA cuenta con un equipo de 4.500 profesionales y da servicio a casi 100.000 personas usuarias con la tranquilidad y confianza que esto supone para sus familias. En la última asamblea general de la entidad, la junta directiva, por unanimidad, decidió rendir homenaje a su fundadora dando su nombre a la sede central. Este cambio de denominación responde al deseo de que su visión y su ejemplo sigan siendo una fuente de inspiración para todas las personas que intentan mejorar la vida de los demás.

Puede consultar el memorial Luly Zabala haciendo click en el siguiente enlace.