Un total de 200 pacientes harán uso de la solución de gestión remota de pacientes desarrollada por Tunstall. Su seguimiento se comparará con el de otros 200 pacientes en los que se realizará el seguimiento telefónico habitual.

Se evaluará la implantación de un servicio de telemonitorización clínica y gestión remota para pacientes en los centros de salud del área sanitaria de Valladolid Oeste, con casos confirmados o probables de COVID-19 que no precisan ingreso hospitalario o han sido dados de alta hospitalaria

En el marco de la pandemia que estamos viviendo por la COVID-19, se ha demostrado que la telemedicina y la gestión remota de pacientes han llegado para quedarse. Consciente de ello, Sanidad de Castilla y León (SACYL) ha impulsado un proyecto para evaluar la implantación de un servicio de telemonitorización clínica y de gestión remota para pacientes adscritos a centros de salud del área sanitaria de Valladolid Oeste. En concreto, para pacientes probables o confirmados de COVID-19, con sintomatología leve y que no precisan ingreso hospitalario, o bien con alta hospitalaria y que requieren a la vez aislamiento y un seguimiento exhaustivo de su estado de salud.

El proyecto de la investigadora Rosa María Conde Vicente, bajo el título “Telemonitorización para el seguimiento de pacientes COVID-19 en atención primaria” obtuvo financiación en la Convocatoria de Ayudas a la Investigación en enfermedad COVID-19 de la Gerencia Regional de Salud de Castilla y León. Dicho proyecto, un estudio cuesiexperimental, controlado, no aleatorizado, incluye 400 pacientes adscritos a los centros de salud del área de Valladolid Oeste: Delicias I, Delicias II, Arturo Eyries, Casa del Barco y Laguna del Duero. 200 de ellos contarán con la app myMobile® de Tunstall, mediante la cual el propio paciente envía a los profesionales sanitarios información sobre su situación clínica para hacer un seguimiento exhaustivo y actuar con inmediatez –si es necesario- y de forma personalizada en cada caso. ICP MyMobile® es una app de uso intuitivo y fácil manejo que cuenta con el marcado CE como producto sanitario.  

Mediante el uso de la app, los pacientes informan sobre sus signos (temperatura, saturación de oxígeno, etc.), y responden a entrevistas clínicas prescritas, cuyas respuestas facilitarán las actuaciones personalizadas por parte de los profesionales sanitarios en la vigilancia y seguimiento del estado de salud del paciente. Estos pacientes se compararán con otras 200 personas en situación similar en los que se recogerán los datos de seguimiento por vía telefónica por parte de los profesionales.

Con este proyecto se podrá contrastar y comparar el tiempo empleado en la realización del seguimiento habitual con el tiempo mediante sistemas de telemonitorización clínica. Así mismo, se realizará un estudio coste-beneficio sobre el uso de sistemas de gestión remota en esta tipología de pacientes, analizando a su vez su satisfacción y la de los profesionales con el uso de este tipo de herramientas.

Monitorización de variables clínicas, seguimiento de síntomas y contacto paciente-profesional sanitario

El paciente puede utilizar en cualquier momento la app ICP MyMobile® en su propio teléfono móvil para aportar sus signos vitales, visualizar el plan de seguimiento y comprobar consejos, contenidos educativos, etc. También recibirá medidas preventivas de contagio y recomendaciones domiciliarias. Las mediciones y respuestas a las entrevistas clínicas generan alertas que recibe con inmediatez el profesional sanitario, para que pueda actuar con la mayor celeridad posible en el caso que sea necesario.

Además, paciente y profesional sanitario podrán comunicarse por la app vía sistema de mensajería, en función de los resultados que se desprendan de las entrevistas clínicas y las mediciones del paciente, y para resolver dudas de cualquier tipo respecto al estado de salud del paciente. Todos estos datos serán procesados por la plataforma ICP triagemanager® a la que el profesional sanitario accede para comprobar las mediciones, realizar un triaje por niveles de gravedad, y supervisar el cumplimiento del plan terapéutico que se ha establecido al paciente.

Resultados previstos para febrero de 2021

Los resultados que se desprendan de este estudio sobre telemonitorización y gestión remota de pacientes con COVID-19 que no requieren hospitalización, que presentan síntomas, o que fueron dados de alta hospitalaria y necesitan seguimiento en su propio hogar, estarán disponible en el mes de febrero de 2021.

Los primeros resultados obtenidos demuestran un alto grado de adherencia al programa por parte de los pacientes. Así mismo, los profesionales sanitarios ponen en valor la utilidad de este tipo de soluciones.