Mari Carmen, trabajadora de Asispa en la residencia de Guadalix de la Sierra con titularidad del Ayuntamiento de Guadalix de la Sierra, nos traslada un mensaje de optimismo con momentos vividos recientemente en la residencia de la sierra de Madrid. Son imágenes que se repiten en todas las residencias de España, con momentos de esfuerzo, dedicación y compañerismo, con la recompensa del cariño de los que viven en estos hogares, un aliciente para seguir con más ánimo si cabe el día a día. 

Y siempre con el recuerdo a todos aquellas personas que nos han dejado pero que perduran en los corazones de todos los trabajadores que estuvieron con ellos hasta el último minuto.