El Comité de Salud y Servicios Sociales de la Federación Europea de Sindicatos de Servicios Públicos (EPSU, por sus siglas en inglés), de la que forma parte la Federación de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO (FSS-CCOO), en su reunión del pasado 2 de junio, se marca como objetivo coordinar un aumento de sueldo o compensación económica para el personal sanitario de toda Europa, así como fijar una semana con acciones a nivel europeo para poner en valor el sacrificio de estos y estas profesionales durante la crisis del COVID-19.

El Comité de Salud y Servicios Sociales de EPSU se marca, asimismo, los siguientes objetivos, entre otros:

  • Garantizar la seguridad del personal sanitario aumentando y consolidando la provisión de EPIS. Asegurar que todos los profesionales de los hospitales expuestos al Covid-19 y Atención Primaria sean examinados regularmente para prevenir nuevos brotes.
  • Mantener los hospitales y sistemas de atención sanitaria preparados para hacer frente a una posible nueva oleada de contagios.
  • Reducir la carga de trabajo del personal que ha trabajado en primera línea contra el COVID-19.
  • Relanzar el papel de los interlocutores sociales y el diálogo social.
  • Fijar una semana conmemorativa a nivel europeo para poner en valor el sacrificio del personal sanitario durante esta crisis.
  • Coordinar un aumento de sueldo/compensación en toda Europa y no sólo en la UE.
  • Asegurar inversiones sólidas en sanidad para fortalecer y recuperar los recortes de los últimos años.
  • Apoyar el plan “nextgenenaration EU” de la comisión europea, que reunirá fondos elevando temporalmente el límite máximo de los recursos propios hasta el 2 % de la renta nacional bruta de la UE, lo que permitirá a la Comisión hacer uso de su potente calificación crediticia para tomar prestados 750.000 millones de euros en los mercados financieros y que se invertirán en: un nuevo programa de sanidad (EU4Health) que refuerce la seguridad sanitaria y nos prepare para futuras crisis en ese ámbito, creación de una reserva de suministros y EPIS a nivel de la UE, vigilar la escasez de medicamentos, fomentar el intercambio de datos de salud para ayudar a la investigación.

En representación de la FSS-CCOO, participó en el Comité la secretaria de Internacional, Yolanda Gil, quien en su intervención coincidió con los participantes en la importancia de relanzar la sanidad pública, reconociendo el esfuerzo y el papel del personal sanitario en la lucha por el COVID-19: “Pero no solo del que trabaja en los hospitales y Atención Primaria, si no del de todas las categorías profesionales y de aquellos que trabajan en el sector de la dependencia”. CCOO trasladó al Comité la necesidad de buscar cauces de negociación con sectores de la dependencia para mejorar las condiciones laborales del sector y exigimos un mayor nivel de gestión directa por parte de los Gobiernos, ahora mismo existe una gran disfunción y descoordinación con este sector, que sin duda hay que corregir.