terapia no farmacológica

Más del 80% de los residentes de Ballesol en Madrid acuden a algún tipo de terapia no farmacológica

La falta de conocimiento y visibilidad del Alzheimer convierte a esta enfermedad en invisible y difícil de reconocer por parte de la sociedad. Con motivo del Día Mundial  del Alzhéimer, profesionales de geriatría, psicología, médicos, terapeutas ocupacionales y tasoc de las residencias Ballesol advierten de la importancia de las terapias no farmacológicas para incrementar “la autonomía personal en las actividades de la vida diaria, mejorar el estado y sentimiento de salud y la calidad de vida del paciente y de los familiares y/o cuidadores”.

Desde esta perspectiva en el ámbito residencial, “más del 80% de nuestros residentes (CCAA Madrid) acuden a algún tipo de terapia no farmacológica, ya sea estimulación cognitiva, sensorial, funcional, Terapia Asistida con Animales, relajación o actividades de ocio/lúdicas, psicoterapia”, resalta Natalia Perea, coordinadora de Psicología de Ballesol.

Diagnóstico precoz

En esta línea, expertos en demencia comparten que “el 50% de los casos de Alzheimer se podrían prevenir con un diagnóstico precoz y acertado” y un enfoque que tenga en cuenta las necesidades de la persona con demencia y sus emociones “sin dejar de lado las capacidades cognitivas y funcionales residuales, lo que favorece una intervención más correcta”.

Especialistas como la doctora Itzel Villagómez Escobar, coordinadora médica en la Unidad Especializada de demencias en las residencias de ancianos de Ballesol en Alicante, manifiesta que “si se ofreciera una información más completa a la población general sobre la enfermedad de Alzheimer, se podrían diagnosticar esos casos en etapa temprana y participar con anticipación en la toma de decisiones”.

Por su conocimiento, resalta que en la actualidad “el 20% de los pacientes con demencia por Alzheimer son ingresados en el primer año tras el diagnóstico, 50% a los cinco años y cerca del 90% a los 8 años”. Por eso recuerda que en el caso de una etapa temprana del Alzheimer aún se puede trabajar “la promoción de la independencia funcional, del mantenimiento de dicha función, control y seguimiento de comorbilidades y estimulación cognitiva-afectiva”.

Vídeo “Abre los ojos”

Con motivo del Día Mundial del Alzheimer 2022, residentes y trabajadores de las residencias Ballesol han protagonizado un vídeo de una situación real de cómo se siente una persona con alzhéimer en su vida diaria y cómo va reaccionando la sociedad según se van sucediendo las escenas. 

Según los propios protagonistas del vídeo, “sentirse invisible”, y “la falta de conocimiento e interés” por esta enfermedad y lo que conlleva, son las principales sensaciones que percibe una persona con alzhéimer en su vida diaria.