La Fundación Rey Ardid apuesta por la atención centrada en la persona y están comprometidos con las personas mayores desde 1996. Desde la Fundación ofrecen una atención integral e individualizada a las personas mayores con el objetivo de que conserven o mejoren su grado de autonomía. Basan esta atención en tres pilares: trabajo diario por la mejora continua, atención personalizada y cuidar cada día mejor a las personas mayores.

La residencia Rey Ardid de Teruel cuenta con una Unidad de Alzhéimer para proporcionar un ambiente terapéutico que mejore la autoestima, el funcionamiento sensorial y la autonomía de los residentes en sus actividades diarias; además de aumentar su funcionamiento cognitivo y orientación mediante la estimulación de la memoria, lo que incrementará la interacción social.

El centro cuenta con 51 habitaciones individuales y 39 dobles, tanto para usuarios dependientes como válidos, además también cuentan con equipamientos innovadores, totalmente accesibles, funcionales y sostenibles, orientados a la aplicación de nuevas metodologías de técnicas terapéuticas orientadas en tratar el alzhéimer y otras demencias.

Necesidades

Como en cualquier centro sociosanitario, su máxima necesidad es poder facilitar la gestión de la generación de alarmas a los residentes, así como optimizar el trabajo del personal sanitario.

En este caso, la residencia tenía una necesidad específica para implementar un control de acceso a las habitaciones automático, permitiendo que los residentes pudieran abrir las puertas de las habitaciones sin la necesidad de uso de llaves, únicamente mediante un dispositivo geolocalizador que desbloquea la cerradura por la cercanía del usuario a la puerta. Además, querían ampliar esta funcionalidad para saber en qué lugar concreto se encuentran los usuarios en cada momento para que, de esta forma, se mejorase la seguridad en la residencia al poder lanzar alarmas desde cualquier punto de la residencia teniendo a los usuarios siempre localizados.

Solución

  1. Sistema de llamada paciente enfermera integrado con el sistema de gestión Resiplus.
  • La residencia se sitúa a la vanguardia de la tecnología con el sistema de llamada paciente enfermera de Ibernex, ya que cuenta con una sencilla solución con la que los residentes pueden generar una alarma desde cualquier lugar del centro, gracias a los pulsadores de las habitaciones y a los colgantes que portan en todo momento. De esta manera, en cuanto una alarma se genera, el personal sanitario puede acudir en su ayuda en la mayor brevedad posible.
  • Además, la tecnología RFID permite hacer un seguimiento de la actividad asistencial del personal sanitario, ya que, al identificarse con su tarjeta sobre el lector de las habitaciones, puede registrar y codificar las tareas realizadas, pudiendo ver cuánto tiempo ha tardado en ir a atender la alarma, cuánto tiempo estuvo en la habitación, y pudiendo conocer la carga de trabajo real de cada trabajador.
  • Gracias a la integración con Resiplus maximiza la atención a las personas, ya que permite:
    • Mejora en la calidad del trabajo asistencial y su gestión: La gestión del centro mejorará la trazabilidad del trabajo de su plantilla, permitiendo optimizar recursos y ofreciendo mayor calidad de asistencia a las personas.
    • Informes centralizados: Con esta integración es posible acceder a los datos asistenciales generados en el centro por Helpnex desde Resiplus, lo que hace que, con un solo programa, se pueda gestionar toda la información y obtener los informes personalizados necesarios.
    • Mejora y aumento de funcionalidades.
  1. Sistema de localización en interiores combinado con el sistema de accesos.

La idea principal de este sistema era aportar la mayor comodidad posible al usuario final, además de aumentar su seguridad, permitiéndoles no solo pedir ayuda desde su habitación en un momento dado, sino también hacerlo desde cualquier parte de la residencia.

Cada usuario porta un tag colgante que permite a los trabajadores conocer en qué lugar se encuentra la persona en todo momento, y abrir las puertas de sus habitaciones sin necesidad de tocar ninguna cerradura, simplemente acercándose a las puertas. De esta forma, no son necesarias llaves, ni tarjetas y el acceso a la habitación se realiza de la manera más cómoda posible para el usuario.

La persona también será capaz de lanzar una alarma de ayuda desde cualquier parte de la residencia gracias al botón del colgante, permitiendo tener un centro 100% seguro en todas sus instalaciones.

Todo esto es posible gracias a la colocación de una red de antenas colocadas a lo largo de toda la residencia y en las puertas de las habitaciones, estas últimas, desempeñando también la función de control de accesos.

Ventajas de la solución

  • En la época post-COVID en la que nos encontramos, permite abrir puertas sin necesidad de tocar ningún elemento, simplemente acercándose a la puerta. Además, se puede llegar a tener una trazabilidad de los movimientos de los usuarios dentro de la instalación, lo que facilita la detección de personas en riesgo por contacto.
  • Conocer en todo momento dónde se encuentra cada residente.

Sinergia empresarial

El éxito de las soluciones de Ibernex en la residencia Rey Ardid de Teruel es debido a la iniciativa y liderazgo de la Fundación Rey Ardid y a la colaboración entre Orbe, Masscomm e Ibernex.

Ibernex es fabricante de las soluciones sociosanitarias instaladas en el centro, que junto con la experiencia en el sector telecomunicaciones de Masscomm, y el especialista de Ibernex e integrador, Orbe Telecomunicaciones, hacen que la residencia Rey Ardid de Teruel cuente con la tecnología más innovadora, optimizando la calidad del trabajo de la plantilla y maximizando la seguridad de los residentes.