Lourdes Díez Mora. Secretaria general del Grupo Social Lares

“Los cuidados de larga duración necesitan equipos con talento”

Lourdes Díez Mora

Secretaria general del Grupo Social Lares

Con una experiencia de más de 26 años en instituciones sociales, Lourdes Díez comparte con el Grupo Social Lares su compromiso con las personas más vulnerables. Centrada en la inminente celebración del XVI Congreso Internacional Lares, organizado en colaboración con la Red Europea de Envejecimiento (EAN), y que tendrá lugar del 11 al 13 de abril en Alicante, Díaz explica que el lema de esta edición: Los Cuidados de Larga Duración: equipo y talento coNMpasión sitúa a los profesionales como motor del cambio. “El equipo es una herramienta metodológica para avanzar en los cuidados de larga duración y ese mismo equipo debe estar formado y tener talento para el desarrollo de sus competencias de la mejor manera posible”, señala. El Congreso se convertirá, una vez más, en punto de encuentro entre profesionales del sector de atención a la dependencia, especialmente del Tercer Sector.

Tras más de 15 años comprometida con la mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual en la Fundación Cal Pau, decide pasar al sector de atención a las personas mayores y en situación de dependencia. ¿Cómo lo está viviendo?

Lo estoy viviendo de una forma muy tranquila, con mucha ilusión y con la perspectiva de que hay mucho trabajo que hacer y muchos retos que alcanzar. Las personas con discapacidad intelectual o las entidades que hemos trabajado para proporcionar apoyos a las personas con discapacidad intelectual hemos recorrido un largo camino para mejorar su calidad de vida. A diferencia de las personas mayores, la personas con discapacidad intelectual pasan mucho tiempo institucionalizadas en centros. Por tanto, se trata de sectores de población con trayectorias totalmente diferentes, pero que tienen en común el modelo de atención centrada en la persona.

Con la experiencia adquirida, ¿qué espera aportar al Grupo Social Lares?
Espero aportar la experiencia que he acumulado durante estos 26 años que he estado trabajando en instituciones sociales, así como mi conocimiento de su funcionamiento. En ese tiempo, he vivido el paso de un recurso meramente asistencial a otro más profesional.

Asimismo, conozco de primera mano cómo las organizaciones han ido articulando y aterrizando el modelo de atención centrada en la persona en las instituciones sociales.

También aporto la mirada de una persona con experiencia como consultora de desarrollo organizacional.

En poco más de un mes, ¿qué radiografía ha podido hacer del sector de atención a las personas mayores y en situación de dependencia?

Pues la radiografía que me he hecho es que es un sector que atiende a un número muy importante de personas, donde hay una diversidad de tipologías de entidades que están dentro de la economía de los cuidados.

Y me resulta curioso, porque nos encontramos tanto con empresas privadas y mercantiles como con empresas públicas y entidades del Tercer Sector. En mi opinion, eso dificulta una mirada común de sector sobre cómo tiene que ser la atención de las personas mayores. Por eso, uno de los mayores retos al que nos enfrentamos es que tenemos que ir todos a una. En caso de que no sea posible, las entidades del Tercer Sector, las entidades no lucrativas, tenemos que estar ahí donde no llegan otras empresas.

Acaba de hablar de un gran reto. ¿Qué otros desafíos debe plantearse el sector a corto y a medio plazo?

El sector de los cuidados debe plantearse a corto plazo una serie de retos que responden a las siguientes problemáticas:

  • Escasez de profesionales, tanto en España como en Europa.
  • Formación de esos mismos profesionales.
  • La digitalización debe estar al servicio de las personas que cuidan. El reto tecnológico está en ayudar a los profesionales a prestar unos cuidados más completos y, sobre todo, que sean más accesibles y fáciles. El cuidado es un trabajo complejo.
  • Sostenibilidad financiera.
  • El borrador sobre criterios de acreditación y calidad de los centros y servicios del Sistema de Dependencia está generando mucha incertidumbre, sobre todo porque no viene acompañado de una memoria económica.
  • Otro reto fundamental como sociedad moderna, que lamentablemente se ha vuelto demasiado individualista, es caminar hacia la inclusión de todas las personas. Y que la atención centrada en la persona sea una atención integral.

Lares celebra en abril el XVI Congreso Internacional, coorganizado con la Red Europea de Envejecimiento (EAN). ¿Qué implica esa colaboración en esta nueva edición?

Esta colaboración plantea que Lares forma parte de Europa y que está implicado en todas las corrientes que están movilizando los cambios hacia el modelo de cuidados basado en la atención centrada en la persona. Y Lares está ahí como promotor de todos estos cambios. De hecho, Lares es una prolongación de Europa y, en este sentido, en España es la entidad que está liderando el cambio europeo en el modelo de los cuidados.

Después de dos años desde el inicio de la pandemia, el Congreso vuelve a ser presencial. ¿Qué cree que supone esta presencialidad? ¿Qué asistencia tienen prevista?

Celebrar el congreso de forma presencial es otro reto que nos hemos propuesto. Aunque su coincidencia con la Semana Santa dificulta su celebración, la asistencia a los congresos de Lares siempre ha sido alta: 500 personas e incluso 600. Aunque la participación va a ser menor en este Congreso, estaremos en torno a unas 200 o 300 personas. Además, se va a hacer también virtual y todas las personas van a poder participar, tanto en los talleres como en las ponencias y mesas redondas.

¿A qué responde el lema Los cuidados de larga duración: equipo y talento coNMpasión?

El objetivo es destacar la importancia de las personas que trabajan en las entidades de Lares, hacienda un juego de palabras entre pasión y compasión. Al final, la vocación y la pasión por el trabajo son dos identidades que las personas que trabajan en Lares ponen de manifiesto. El equipo y el talento responden a que las personas que trabajan en el modelo de los cuidados necesitan dos cosas: el equipo como herramienta metodológica para poder trabajar en una misma línea y con un objetivo muy claro, que es el cuidado de las personas, y el talento, porque el equipo se tiene que nutrir de formación y un desarrollo de competencias para poder realizar bien su trabajo.

El modelo de atención centrada en la persona es el eje de los cuidados. Pero, ¿cómo cree que deberían ser los cuidados de larga duración? ¿Qué modelo de cuidados defiende Lares?

El modelo de cuidados de larga duración que defiende Lares atiende a la persona en toda su magnitud, teniendo en cuenta todas sus necesidades. Los cuidados no tienen por qué ser realizados en una institución o en un centro, que sería el hogar de la persona, sino que pueden ser también prestados en su domicilio. Pero siempre deben tener en común una mirada centrada en la persona, que integre todos sus aspectos vitales desde una perspectiva comunitaria, afectiva y espiritual.

Nos encontramos en un momento en el que esto es muy difícil, porque al final toda la vida integral de una persona social, sanitaria y comunitaria está departamentada, es decir, estamos todos metidos como en pequeñas cajas y no hay integración. Por eso, las políticas sociales deben estar orientadas a favorecer que la integración sea algo real, que una persona pueda estar atendida en un centro, en una residencia, en una vivienda o en su propio domicilio sin que merme su calidad de vida ni la atención que recibe.

Para poner en marcha el modelo de atención centrada en la persona, los trabajadores son fundamentales. ¿Cuál es su papel en los cuidados de larga duración?

Los trabajadores son el bien más preciado. Sin profesionales que tenga vocación y la formación adecuada, el modelo de cuidados basado en la atención centrada en la persona no se podría realizar. Los profesionales, en ocasiones con salarios muy precarios, son los que hacen posible que las personas puedan envejecer con calidad de vida.

Ha destacado la necesidad de mejorar las condiciones laborales y salariales de sus profesionales. ¿Qué propone Lares para captar y retener el talento de los trabajadores y potenciar su liderazgo o aceptación social?

Lamentablemente, el sector social está mal visto. Nadie quiere trabajar en el cuidado de personas mayores, de personas con discapacidad o de personas sin hogar. Movemos casi el 10 % del Producto Interior Bruto y nos está costando encontrar profesionales. Nos tenemos que preguntar por qué está pasando.

Los salarios de los profesionales del sector rozan el salario mínimo interprofesional. Entonces, tenemos que pensar si nosotros dejaríamos el cuidado de nuestros seres queridos a unos trabajadores que ganan poco y que muchísimas veces, para poder sustentar sus propias necesidades individuales, tienen que tener dos o tres trabajos.

Para fidelizar a los trabajadores dentro de Lares vamos por varias vías relacionadadas con la formación y el reconocimiento. Tenemos que dignificar el trabajo, que sea atractivo y que realmente esté dotado de una metodología que aporte a la persona mayor dignidad y respeto. Para fidelizar a los trabajadores consideramos necesario que, al igual que las personas a las que atendemos, formen parte del centro en el que desarrollan su labor professional mediante el diseño de políticas y acciones orientadas a su bienestar.

¿Qué novedades en general destacaría del XVI Congreso Lares?

El primer día se van a hacer talleres muy prácticos que aporten conocimiento sobre las herramientas de planificación centrada en la persona, leyes novedosas, las implicaciones de la digitalización, etc.  

En el segundo y tercer día destacan las ponencias y mesas redondas orientadas al desarrollo de la organización. También hablaremos de las relaciones laborales y cómo hay que hacer para retener o fidelizar el talento de los profesionales. Asimismo, se abordarán buenas prácticas sobre proyectos que se están desarrollando en los centros y que tienen que ver con la planificación centrada en la persona.

En la sesión inaugural, Jiří Horecký, presidente de la Red Mundial de Envejecimiento (GAN) y de la Red Europea de Envejecimiento (EAN), impartirá una ponencia titulada Una visión presente y futura sobre la mano de obra en el sector de los cuidados de larga duración. Y Thomas Bignal, de la Asociación Europea de Proveedores de Servicios para Personas con Discapacidad (Bélgica), hablará sobre el destino de los fondos Next Generation en Europa.  

Otros ponentes de prestigio que dan sentido al lema del Congreso son José María Gasalla, conferenciante, escritor y profesor de Deusto Business School, expondrá diferentes prácticas innovadoras para la fidelización del talento; y Maider Gorostidi, gerente de Emana Formación, consultora, formadora e investigadora, hablará sobre la importancia del diálogo para poder gestionar los recursos humanos y que, además, puede servir para afrontar la escasez de profesionales en el sector de los cuidados. En este sentido, el equilibrio de género en el sector de los cuidados es otro tema de especial relevancia, que será abordado por María Rosa Ruiz Ruiz, presidenta de la Federación de Mujeres Progresistas.

Durante los tres días que dura el Congreso, se analizarán las buenas prácticas desarrolladas en otros países y en diferentes comunidades autónomas de nuestro país.

Además, los Reyes de España presiden el Comité de Honor del Congreso, lo que nos hace mucha ilusión y nos da mucha empuje, porque vemos que ellos también están preocupados por la problemática que actualmente existe en el sector de los cuidados.